“Sorprenent i decebedor”: la testimoni protegit del cas Morín declara “no acordar-se” de la majoria de qüestions. Nota de Premsa

La acusación de e-Cristians lamenta la “memoria selectiva” que ha tenido la testigo con algunas cuestiones capitales de la causa

“Pensábamos que este testimonio marcaría un antes y un después en el devenir del juicio, y efectivamente lo ha hecho, pero desfavorablemente a nuestros intereses”, afirma el portavoz

Barcelona, 4 de octubre de 2012.- “Sorprendente y decepcionante”, así ha valorado el abogado de la acusación popular de e-Cristians, Carlos Barbosa, la declaración de la testigo protegida, ya que esta ha manifestado reiteradamente no acordarse de las declaraciones que ella misma realizó en la instrucción del caso.

El letrado se ha mostrado decepcionado por la “memoria selectiva” que ha expuesto la testigo protegido en cuestiones capitales del caso que encausaban a Morín y a sus colaboradores, y ha lamentado que sí recordara cuestiones administrativas que no aportaban elementos sustanciales al caso.

Asimismo, Barbosa se ha mostrado “esperanzado” de que las pacientes que deben declarar en los próximos días constituyan una aportación importante para demostrar las irregularidades en los abortos que se realizaban en las clínicas abortistas de Morín. En ese sentido, debería declarar que abortaron falseando el hecho de que existiera riesgo psicológico para ellas de tirar el embarazo hacia delante, algo que ya manifestaron algunas en la instrucción.

Una sesión fundamental

e-Cristians valoraba la sesión de hoy como fundamental en el devenir del proceso ya que la testigo protegida, aportada por la propia asociación en la querella que reabrió el caso en su momento, ha negado recordar los aspectos más incriminatorios para los acusados.

Por ejemplo, la testigo, que trabajó durante 18 años en la clínica Ginemedex del doctor Morín, ha afirmado que las mujeres siempre eran visitadas por el psiquiatra para determinar si se cumplía el supuesto de riesgo para la madre; ha negado que se realizaran dictámenes en blanco y ha sostenido que el historial clínico contenía todos los informes necesarios, entre otros. Todo ello contradiciéndose con lo que manifestó en la instrucción.

La testimonio ha alegado que fueron afirmaciones realizadas hace cinco años y que no las recordaba con seguridad. Además, ha hecho referencia a la depresión que arrastra desde aquella época, lo cual la obliga a medicarse desde entonces.

El portavoz de e-Cristians, Juan Francisco Jiménez, no oculta su decepción al afirmar que la declaración había sido “vaga, imprecisa y decepcionante” y que “pensábamos que este testimonio marcaría un antes y un después en el devenir del juicio, y efectivamente lo ha hecho, pero desfavorablemente a nuestros intereses a favor de la vida y en defensa de la mujer”.

e-Cristians

Subscriu-te al Butlletí








Cas Morín

Vols dir-nos quelcom?

Nom

e-Mail

Missatge

Introdueix els següents caràcters: captcha

Please leave this field empty.